Bienvenida

Un nuevo blog, llamado historias...

Tal vez leas de alguien que te he contado, tal ves leas tu historia. Algún punto donde tu historia se ha cruzado con la mía. Tal vez no sea como tu la recuerdes, ni como yo lo hago... el tiempo va borrando ciertos detalles, pero la esencia permanece.

miércoles, 20 de enero de 2016

Si es que existes... Chinga tu madre.

Estoy enojada. Me quitaste un pilar que sostenía mi vida.  Las arrancaste sin una sola palabra.  Sólo jugaste a los coches chocones y ya.  No te importaron sus planes o deseos.  Eres un egoísta. ¿Por qué te llevas a las mejores personas? ¿Para qué? Si ellas hacían de este mundo un lugar mejor.  Eran tu ejemplo, una versión humana tuya.  ¿Qué, no se supone que eso es lo que quieres, que aprendamos a ser mejores, que seamos personas de calidad?  Ellas nos hacían serlo.  No eres congruente con lo que quieres y con lo que haces.

Quieres todo para ti.  Si nos ibas a lastimar así, ¿para que carajo nos creaste? ¿Disfrutas vernos llorar? ¿Te gusta jugar con nuestras vidas? ¿Quieres que confiemos ciegamente en ti, cuando nos sales con estas jaladas?  ¿Que cumplamos tus reglas y nos ganemos el cielo, na mas pa verte tu linda cara? ¿Quieres nuestra felicidad, y cada vez la vas recorriendo, o pones trabas en el camino?

¿Que chingados quieres que te diga? ¿Gracias por llevartelas? ¿Qué bueno que ya no están sufriendo?  Carajo, ellas no sufrían aquí.  Tenían más ganas de vivir que el común de los jóvenes.  Tenían ilusiones que querían ver con sus propios ojos.  Y todos dicen... desde donde están te van a ver... y que chingados?  si no me van a poder abrazar, si no voy a poder verme en sus ojos otra vez.  Si ya no escucho sus risas, ni su alegría.

Neta... chinga tu madre.  Chinga tu padre.  Tu origen.  Tus decisiones.  Chinga tu madre Big-bang. Si pudiste crearte, porque no desapareces?...

Quisiera tener una entrevista contigo.  Y que me explicaras muchas cosas.  Pero sabes que, preferiria verlas y abrazarlas.  y despertar de este puto sueño, de este vacío.  De estas ganas de gritar y llorar y gritarle al mundo que se joda.  que se detenga porque me quiero bajar.  Que ya no quiero jugar.

sábado, 24 de octubre de 2015

Enamorarse...

Escuchaba una canción de otros tiempos.
De distintos labios.  De otros ritmos y miradas.
No evito recordar y sonreír.
Mis pasos siguieron otros caminos.

Sin embargo me recuerdo enamorada.
La sensación de flotar sobre el suelo.
De como los minutos parecían segundos,
y se iban entre las manos.

Por momentos olvido los tragos amargos.
Las lágrimas de sal,  las noches sin dormir.
la intranquilidad.

Pero me recuerdo enamorada.
Sin pensar en el futuro, ni en el pasado.
Sólo sintiendo.  Sin angustias de abandono.
sin mentiras de por medio.

Enamorarse... es apendejarse.

miércoles, 16 de septiembre de 2015

Letras al fuego, letras al viento...

Son palabras tan vacías como mis manos que no sostienen nada,
como el aliento que de cuando en cuando se me va.
unas letras que llegaron y se acomodaron, sin sentido.
Y me confieso con lánguida alegría, con pesado entusiasmo.

Arrastro tu recuerdo a donde voy, tus cadenas atadas al alma
mis pies atrapados en tus caminos.
Mis sueños retraidos a tus sombras.
Labios exhiliados, pupilas lejanas y sollozantes.

Estas letras se van al fuego, se van al viento.
Se convierten en vacío de vacío, en polvo de nada.
En cenizas del quizá, en renuncia, en denuncia de palabras.

Y vas del te extraño al té extraño, extraño.
Hace falta tu color en el blanco y negro de una hoja con letras,
el rojo vivo de tus venas punzantes.

Me lance al exilio de tus caricias, de tu voz y de tu aliento,
te exilie de mis lágrimas y mis sonrisas, de mis sueños y mis caminos.
Te guardo en lo efímero de un tal vez, de un beso al viento,
de mis palabras en la arena y el hielo.

Te amé... pasado perfecto, presente incierto.

domingo, 30 de agosto de 2015

El que elige renuncia.

De las elecciones, las decisiones, los caminos.  Lo bueno, lo malo y lo real.
No es sencillo elegir, tampoco renunciar.  Queremos tener todo: salud, dinero, amor, felicidad, comodidad, belleza, estatus...

Yo dejé el amor para después, el estatus para nunca, el dinero para cuando lo necesite, y la comodidad para cuando quiera estancarme.  Seré sincera, fue una decisión sumamente difícil.
Las situaciones llegan de forma inesperada, repentina y sorpresiva.  Como baldes de agua con hielos, brisa salada o un trago amargo.  

La vida, sin embargo, es un conjunto de emociones, sabores y colores; de matices variopintos, de contrastes.  Sin adversidades no hay apreciación.  Sin amargura, ¿cómo sabremos disfrutar del dulce de leche? Sin la carencia, ¿cómo hemos de conocer la bonanza?
Lo contrario del amor es el miedo.  
Sentima hacia la soledad. Estoy, aquí, ahora, conmigo, en mí y por mí. 

viernes, 21 de agosto de 2015

Sobre nadie en específico

Que doy miedo.  Que soy una gran mujer, poseedora de una mirada que es imposible pasar por alto, una presencia que no pasa desapercibida.  Madura, sin la paja que caracteriza a muchas mujeres, decidida.  Directa, de conversación fluida, de palabras firmes.  Con las convicciones bien puestas.

De vulnerabilidad en los labios. De vulnerabilidad al amar.

viernes, 17 de julio de 2015

Vivi forta, Sentima.

Vivir fuerte, sin miedo.

He entendido que el miedo frena, pesa y no permite avanzar.  Que nos desgasta el alma, el cuerpo y la mente.  Que para vivir, hay que ser fuerte, vivir fuerte.  Avanzar de frente y sin mirar atrás.  Sin contemplar miedo alguno. Confiando en sí mismos.  Los demás van y vienen. Sobrará quien te quiera y quien te odie.

Vivir fuerte será el resultado de decisiones, de hábitos y sueños por cumplir.  Vivir fuerte es tener convicción, fe y entrega.  Vivir fuerte es la pasión que se desborda en las venas, ser muralla de bronce.

Sentima es un estado, una forma de afrontar la vida, es la grandeza de reconocernos pequeños y confiar en algo más grande que nuestra humanidad, sin dejar de lado nuestras posibilidades y capacidades.